Mirada a la manipulación de los medios

camarógrafos de TVEstrategias de los medios para manipular a las masas

Por Jaime Patias*.- La Campaña de la Fraternidad de este año, realizada durante la Cuaresma, destacó la vocación y la misión del cristiano en la sociedad. Vimos la importancia de la colaboración entre la Iglesia y la Sociedad, propuesta por el Concilio Ecuménico Vaticano II.

Jesús desea que sus seguidores sean "sal de la tierra", "luz del mundo", "fermento en la masa". Esa es la vocación y la misión de todo bautizado insertado en la sociedad de la cual participa, guiado por los valores del Evangelio.

Teniendo presente que en la sociedad de mercado y consumo, los principales medios de comunicación son controlados por grupos y corporaciones con intereses económicos y políticos bien definidos, los ciudadanos necesitan abrir los ojos para no ser manipulados. Cada vez más sofisticada, hoy los medios poseen cuatro objetivos: informar, educar, entretener y prestar servicios, siempre con la mirada en el interés de la mayoría de los ciudadanos. Eso se enseña en cualquier curso de periodismo o de comunicación y es también la percepción de la sociedad. Sin embargo, la realidad, cada vez más, se muestra opuesta a eso.

La Noticia, hace mucho dejó de ser lo que interesa a la mayoría, y se ha transformado en mercadería al servicio de los propietarios de los medios y de sus intereses, en general aliados a las grandes corporaciones. Es importante destacar que los grandes medios son, en sí, una corporación. Eso se muestra visible en las Organizaciones Globo, en Brasil, Clarín, en Argentina, Televisa, en México, y los gigantes, que cubren prácticamente todo el planeta, News Corporation, del australiano naturalizado inglés Rupert Murdoch, y la norte-americana CNN.

Son esas, básicamente, las fuentes de información del ciudadano común, esté viviendo en Brasil, en Europa, en África o en los Estados Unidos. Es exactamente por eso, que este ciudadano es tan mal informado. Y por ser mal informado, acaba provisto de convicciones que interesan solo a los poderosos de siempre.

La manipulación sucede de forma sutil, sin que nos demos cuenta de que estamos siendo engañados. La población en general no sabe lo que está sucediendo, y la mayoría ni siquiera sabe que no sabe. Una lectura crítica de los medios de comunicación ayuda a descubrir dónde y cómo la sucede la manipulación. El lingüista norte-americano Noam Chomsky elaboró una lista de estrategias de manipulación a través de los medios de comunicación de masa. es interesante conocer algunas de esas estrategias.

La estrategia de la distracción

El elemento primordial del control social es la estrategia de la distracción, que consiste en desviar la atención del público de los problemas importantes y de los cambios decididos por las élites políticas y económicas, mediante la técnica del diluvio, o inundación de continuas distracciones y de informaciones insignificantes. La estrategia de la distracción es igualmente indispensable para impedir al público que se interese por conocimientos esenciales, en las áreas de la ciencia, economía, psicología, neurobiología y cibernética. La determinación es "mantener la atención del público distraída, lejos de los verdaderos problemas sociales, cautivada por temas sin importancia real. Mantener al público ocupado, ocupado, ocupado, sin ningún tiempo para pensar; de vuelta a la granja como los otros animales".

Crear problemas y después ofrecer soluciones

Este método también es llamado "problema-reacción-solución". Se crea un problema, una "situación" prevista para causar cierta reacción en el público, a fin de que este sea el mandante de las medidas que se desea aceptar. Por ejemplo: dejar que se desarrolle o que se intensifique la violencia urbana, u organizar atentados sangrientos, a fin de que el público sea el mandante de leyes de seguridad y políticas desfavorables a la libertad. O también: crear una crisis económica para hacer aceptar como un mal necesario o retroceso de los derechos sociales y el desmantelamiento de los servicios públicos y conquistas de los trabajadores.

Dirigirse al público como niños

La mayoría de la publicidad dirigida al gran público utiliza el discurso, argumentos, personajes y entonación particularmente infantil, muchas veces próximos a la debilidad, como si el espectador fuese un niño de poca edad o un deficiente mental. Cuanto más se intenta engañar al espectador, más se tiende a adoptar un tono infantilizante. Por qué? "Si alguien se dirige a una persona como si ella tuviese la edad de 12 años o menos, entonces, en razón de la sugestionabilidad, ella tendrá, con cierta probabilidad, una respuesta o reacción también desprovista de un sentido crítico como las de una persona de 12 años o menos de edad".

Utilizar el aspecto emocional

Hacer uso del aspecto emocional es una técnica clásica para causar un corto circuito en el análisis racional, y finalmente en el sentido crítico de los individuos. Por otro lado, la utilización del registro emocional permite abrir la puerta de acceso al inconsciente para implantar o inyectar ideas, deseos, miedos y temores, compulsiones o inducir comportamientos.

Reforzar la auto culpabilidad

Hacer que el individuo crea que solamente el es culpable de su propia desgracia, por causa de la insuficiencia de su inteligencia, sus capacidades, o de sus esfuerzos. Así, en lugar de rebelarse contra el sistema económico, el individuo se autodesvaloriza y se culpa, lo que genera un estado depresivo, cuyo efecto es la inhibición de su acción. Y, sin acción, no hay revolución!

El control del conocimiento

En el transcurso de los últimos 50 años, los avances acelerados de la ciencia ha generado una creciente brecha entre los conocimientos del público y aquellos poseídos y utilizados por las élites dominantes. Gracias a la biología, la neurobiología, a la psicología aplicada, el "sistema" ha disfrutado de un conocimiento avanzado del ser humano, tanto en su forma física como psicológica. El sistema ha conseguido conocer mejor al individuo común, de lo que el se conoce a sí mismo. Esto significa que, en la mayoría de los casos, el sistema ejerce un control mayor y un gran poder sobre los individuos, mayor que el de los individuos sobre sí mismos. Asustador?

-----

*Jaime Carlos Patias, imc, es máster en comunicación y secretario nacional de la Pontificia Unión Misionera. Artículo publicado en la revista Missões, mayo 2015. Traducción: Signis ALC